Plastisol

1) GENERALIDADES DE LOS PLASTISOLES:
La tinta Plastisol se compone principalmente de resina PVC (un polvo blanco) y un plastificante (un líquido espeso y transparente). Los Plastisoles se tienen que calentar entre 145º C y 166º C para que curen completamente.
Los  Plastisoles pueden estamparse prácticamente sobre cualquier superficie con tal de que la misma sea capaz de resistir el grado de calor requerido para lograr el curado completo de la tinta y con tal de que el sustrato sea lo suficientemente poroso como para permitir una buena penetración de la tinta.
La tinta Plastisol no tiñe las fibras del sustrato textil como en las bases textiles acuosas. Las fibras quedan envueltas por la tinta. Se forma un enlace mecánico entre la tinta y las fibras. Por esta causa la tinta Plastisol no se adhiere a los sustratos no porosos tales como  plásticos, metales y  vidrio. Tampoco se adhiere muy bien el Plastisol a las fibras de nylon resistentes al agua (impermeables) sin la previa adición a la tinta de un fijador para telas sintéticas.

2) Salud, seguridad y medio ambiente:
La tinta plastisol es inocua si se ejerzan cuidados razonables con el empleo de la misma. La tinta plastisol genuina no contiene solventes contaminantes ni sustancias orgánicas volátiles. La fabricación, el transporte, el almacenaje, el uso y el desecho de la tinta plastisol no provocan daño, enfermedad ni contaminación ambiental con tal de que se observen las medidas apropiadas de seguridad y protección del medio ambiente. 
Las recomendaciones son

  1. No almacenar cerca de fuentes de calor.
  2. Usar en ambientes bien ventilados.
  3. Asegúrese de extraer los humos del horno de curado con extractores mecánicos.
  4. Mantener el envase cerrado cuando no se usa.  Evitar el contacto con los ojos, como así también contactos prolongados y/o repetidos con la piel.
  5. Manténgase fuera del alcance de los niños.

Primeros Auxilios:
Contacto con los ojos: Enjuagar repetidamente con agua corriente por al menos 15 minutos y ver al médico.
Contacto  con  la  piel:    Lavar bien con agua y jabón.
Ingestión:   Llamara al médico.
Clasificación de riesgos:

  1. Salud Inflamabilidad

(1)  Inflamabilidad

  1. Reactividad

(B)  Protección personal

3) Selección de la malla serigráfica

El cuadro siguiente  proporciona una guía general para la selección de la malla correcta.

Hilos/pulg
Hilos/cm
Tintas
30 - 40        
12 - 16
Glitters.
60 - 95         
24 - 38
Estampado atlético, Tintas Metálicas, Depósitos Opacos, Tinta Espesa3DSQ, Hi Gloss, Fosforescente, Tinta reluciente (shimmers).
86 - 110
  34 - 43
Fuerte cobertura en fondos oscuros, Base Blanca Sólida, PUFF, Metálica, Transfers,  Suede, Reflectiva.
125 - 150
49 - 59
Estampados en fondos claros, Base Blanca Detallada, Nylon oscuro, Tinta Reluciente Plateada.
180 - 230
71 – 90
Estampado multi-color en fondos claros, Nylon claro.
230 - 305
90 - 120
Estampado multi-color detallado en fondos claros y fondos oscuros con Base Blanca.
305 -355
120 - 140
Cuatricromía.

4) Selección de la emulsión:
Con la tinta Plastisol se recomienda el uso de emulsión resistente a los  solventes ó duales,  de diazo.
Se dispone de 6 emulsiones diferentes según la aplicación y el tipo de tinta a usar.  Las mismas son Emulsión Vortexol al diazo, Emulsión M, Emulsión Universal L, Ulano 925WR y Fotoemulsión SBQ (Fotopolimericas)

5) Aditivos:
Cuidado con los aditivos. Es fácil provocar el desequilibrio químico de la tinta plastisol por la adición de mucha cantidad de un aditivo o por utilizar el aditivo incorrecto. El resultado puede ser que el estampado jamás se cure por completo. Este problema se detectará solo una vez que el usuario lave la camiseta y se le salga el diseño estampado. Use solo los aditivos de Union Ink. Lea las hojas de datos técnicos para cada tinta y cada aditivo. Siga con cuidado las indicaciones del uso de cada uno.  Jamás se debe agregar solventes minerales a la tinta Plastisol (por ejemplo aguarrás). A pesar de que al principio el solvente mineral ayudará para que la tinta Plastisol se estampe con mayor facilidad, pronto la tinta se volverá aún más rígida y difícil de estampar que antes. También es posible que los solventes minerales impidan que la tinta Plastisol se cure de manera apropiada.

6) Almacenaje:
Almacene la tinta Plastisol a temperatura ambiente media (5 a 25º C). La exposición prolongada a temperaturas por encima de los 32º C puede provocar el inicio del proceso de curado de la tinta mientras todavía se encuentre envasada.

7) Limpieza de la pantalla:
Quite la tinta Plastisol de la pantalla con solvente mineral (aguarrás por ejemplo) o cualquier limpiador específico  designado para esta tarea.

8) Resistencia al lavado de la imagen estampada:
La resistencia al lavado del Plastisol (habiéndose curado por completo) es excelente tanto en el estampado directo sobre la camiseta como en la prenda decorada por la aplicación de una transferencia térmica de Plastisol.  Evite el lavado a seco. Evite el planchado de la parte estampada pues funde el plástico del Plastisol.

9) Control de la migración de tintes (sublimación del colorante de la tela):
La migración de tintes es un fenómeno que ocurre cuando los colorantes  presentes en las fibras de poliéster migran y modifican el color de la tinta plastisol. Los tintes de mayor probabilidad de migración son el negro, rojo, bordó, verde esmeralda y algunos de los azules oscuros. La migración de tintes puede aparecer inmediatamente después del curado de la tinta o con el paso de horas, días y hasta dos semanas después del estampado y curado iniciales. Para controlar la migración de colorantes observe los siguientes procedimientos:
* Estampe con tinta de alta opacidad y baja incidencia de migración de tinte (Blanco Low Bleed).
* Use solo el nivel de calor necesario para curar la tinta. Mayor nivel de calor implica mayor migración del colorante de la tela.
* Deposite y preseque  una  base  blanca  de  baja  migración (Low Bleed).   Estampe el color   deseado encima.
* Evite la migración de tinta por el empleo de camisetas con 100% algodón.

10) Medidas de prevención contra el cúmulo de tinta:
El cúmulo de tinta es la acumulación  de tinta en la cara externa de la pantalla. Los grumos interfieren con la producción del estampado y provocan desfasajes con el registro. El cúmulo de tinta se vuelve aún más problemático para los que estampan los colores húmedos sobre húmedo. Si cada color fuera curado antes del estampado del siguiente color, no ocurriría el fenómeno del cúmulo de tinta.
Es más común la incidencia del cúmulo de tinta con el uso de máquinas automáticas con tintas opacas (cubritivas). No se nota el cúmulo en la primera pantalla de la secuencia. Siempre sucede con las siguientes pantallas en la secuencia del diseño después de la primera. Algunos colores más que otros tienen la tendencia de dejar grumos.
Una de las causas principales del cúmulo de tinta es el intento de depositar más tinta del que sea capaz de aceptar la prenda. Si la tela de la prenda no alcanza para aceptar el volumen del depósito que se desea estampar, la tinta reacciona y se transfiere a la superficie disponible de las siguientes pantallas en la secuencia. En otras palabras, el excedente de tinta presenta mejor adherencia a la superficie de las pantallas en vez de quedarse adherida a la superficie del sustrato textil. Los siguientes pasos sirven para controlar el excedente y cúmulo de tinta,  y para mejorar la calidad del estampado:

A) Usar tintas formuladas especialmente para controlar el cúmulo de las mismas:
Las líneas de Union Ink - Autoline, Econoplast, Mixopake y Tru-Tone vienen formuladas para disminuir la incidencia del cúmulo de tinta.

B) Reduzca la viscosidad de la tinta por medio de la adición de bases extensoras y aditivos facilitadores del flujo de la tinta:
MIXO-9070 y PLUS-9000 son excelentes reductores del cúmulo de tinta.

C) Usar mallas cerradas:
Se recomienda el uso de la malla serigráfica más cerrada posible para una serie de tinta en particular. Esta práctica no solo disminuye el volumen de tinta depositada. También mejora la suavidad al tacto del estampado en la prenda.

D) Usar altos niveles de tensión:
Se recomienda el uso de un nivel de tensión mayor de los 20 Newtons/cm en todas las pantallas (shablones). Todas las pantallas han de poseer el mismo nivel de tensión.

E) Cerrar el área del fuera de contacto:
El uso de distancias del fuera de contacto minimizadas (no más del 0,08/ pulg. o 2,0 mm) disminuye la necesidad de apretar con mayor presión el poliuretano (rasero) en la pasada del estampado de la tinta. La menor presión  del poliuretano durante el estampado reduce el volumen de tinta depositada.  Use un ángulo no mayor de los 15º del 0º en posición vertical. Menos ángulo del rasero significa menor depósito de tinta.

F) Usar un rasero de dureza media:
Use poliuretano con una dureza de 70/90/70 o de 75.

G) Aumentar la velocidad del rasero y el cubre-tintas:
Comience el ajuste con la disminución de la velocidad hasta que se pierda calidad en el depósito, luego realice el micro-reajuste de la velocidad hacia arriba hasta llegar a la velocidad óptima.
Las formulaciones actuales de las tintas de Union Ink han sido ideadas para reducir el cúmulo de tinta. Sin embargo, las prácticas inexpertas del estampador  pueden resultar en mayor cúmulo de tinta. De ponerse en práctica las sugerencias delineadas previamente se minimizará el cúmulo de tinta y también mejorará la calidad del estampado y los tiempos de producción.

11) El proceso del curado de la tinta:
El curado de la tinta Plastisol tiene que ver con la exposición de la tinta al nivel adecuado de calor por el lapso correcto de tiempo. El curado correcto de la tinta Plastisol es un factor crítico. El problema más común con el uso de la tinta Plastisol es la resistencia al lavado. En casi todos los casos, este problema se debe al sub-curado de la tinta. Al calentarse la tinta, las partículas de resina actúan como esponjas. Absorben el líquido plastificante que las rodea haciendo que se hinchen y se combinen las partículas para formar una película elástica fuerte. Generalmente es imposible sobrecurar los estampados directos pues  para sobrecurar la tinta Plastisol antes  se quemaría el sustrato textil (prenda). De todas maneras, se recomienda no calentar el estampado a más de 176º C. Pues por encima de esta temperatura las tintas inflables (puff) se achatan (caen)  al entrar al horno.
También aumenta la posibilidad de que ocurran problemas con la migración de tintes en las fibras de las telas de poliéster (sublimación). Por otro lado, si no se lleva el depósito completo de la tinta estampada al nivel de calor necesario para que se cure (para que la resina haya absorbido todo el plastificante) la tinta se agrietará (se cuartea al estiramiento) y se despelechará durante el lavado.

A) Temperatura:
La tinta Plastisol comienza a endurecerse al tacto (comienza a gelificar o semi-curar) entre los 82º y 121º C. Se cura por completo entre 145º y 166º C de acuerdo con el tipo de Plastisol que sea. La temperatura a la que se cure por completo la tinta Plastisol se llama “temperatura de fusión”. La mayoría de las tintas Plastisol de Union Ink curan por completo a los 149º C.  Pero para asegurarse que la tinta sobre la prenda reciba correctamente esta temperatura, el horno deberá estar a 160/170º C  (ver ajuste de horno mas adelante).

B) Medición de la temperatura de la tinta:
Aunque la zonda electrónica de detección de temperatura y el termómetro infrarrojo (también conocido por el nombre “pirómetro”) miden la temperatura de la tinta con gran precisión, es posible que estos instrumentos produzcan resultados inexactos si no se emplean de manera correcta. Puede ocurrir que la zonda no reaccione de manera rápida para detectar cambios en la temperatura de la película de la tinta. Las tiras de prueba de temperatura también son útiles en la determinación de la temperatura de la tinta estampada aunque no son tan precisas como los instrumentos mencionados. Con los depósitos espesos de tinta se puede meter una tira de detección de temperatura dentro de la prenda para asegurar que se logre el nivel de temperatura adecuado en el fondo de la película de tinta.

C) Tiempo:
Una vez que el espesor entero de la tinta alcance la temperatura adecuada la tinta se curará. Significa esto que con un nivel alto de temperatura se llega a curar la tinta en breves segundos si el depósito de tinta es bajo (schablones cerrados). 
Pero para depósitos de tinta grande (3DSQ, Hi Gloss, Schablones abiertos, etc.)  se requiere varios minutos para curar todo el espesor de Plastisol.

D) Prueba y verificación del curado de un estampado directo:
La prueba definitiva del curado efectivo de la tinta plastisol es la prueba del lavado. Se lava la prenda en agua caliente con un detergente fuerte.  Generalmente hacen falta 5 - 10 lavados para probar el estampado por completo. Sin embargo, si la tinta hubiera sufrido un nivel agudo de subcuración, el estampado ejemplificará deterioro después de 1 - 3 lavados.
Existen otras dos pruebas comunes para determinar el curado de tinta. El ensayo más popular implica que se estire el área del estampado 2/3partes del límite de las fibras de la prenda. Si se agriete el estampado y no se retrotrae al quedarse la prenda floja, es probable que se haya subcurado la tinta. El estiramiento no siempre funciona con los depósitos espesos de tinta. Por ejemplo con los estampados deportivos muy espesos la capa superior de tinta puede estirarse bien mientras que la parte del depósito de tinta que se encuentra entre las fibras de la prenda puede no haberse curado por completo.
Otra prueba del curado contempla el uso de unas gotas de etil acetato esparcidas sobre la superficie de la prenda estando dado al revés y con las gotas en contacto con la parte de atrás de la prenda que lleva el estampado de tinta. De ahí se lleva el área de tela del estampado al revés y mojado con las gotas a entrar en contacto con una parte de la prenda que no se haya estampado. Se aprietan juntas las dos partes de la tela durante dos minutos. De acontecer la transferencia de tinta desde el revés de la tela estampada a la tela no estampada es señal de que no se curó la tinta.  De igual manera como con la prueba de estiramiento, esta prueba no siempre es precisa. Aparte, el etil acetato es una sustancia química relativamente nociva.
Si la tinta esté subcurada, se puede mandar la prenda por el horno nuevamente para completar el curado.

E) Ajustar el horno:
Es importante entender cómo ajustar el horno para lograr la temperatura correcta de curado. Un malentendido común es que se tiene que medir la temperatura del horno. En realidad es necesario poder determinar la temperatura del depósito de tinta.  La temperatura de la película del depósito de tinta se puede determinar por medir el lapso de tiempo en el que la prenda permanece en el horno y la temperatura del horno. Quiere decir que se debe controlar la temperatura con la velocidad de la banda de transporte de las prendas (o el tiempo de permanencia debajo de un presecador o flash infrarrojo o cuarzo). Si la temperatura del horno o un presecador alcanza 427º C es posible que la película de tinta en la prenda alcance una temperatura de 149º C en unos 20 a 30 segundos. Generalmente, la temperatura del horno es mucho más alta de la que se requiere para curar la tinta.  Esto permite que la tinta cure más rápidamente. Así se aumenta el tiempo de producción.

F) Presecado/semicurado (flash):
La tinta Plastisol generalmente puede ser curada por completo con una unidad de presecado o semicurado (flash) si la unidad se encuentre fijada a la temperatura máxima colocada de 2 a 3 pulgadas (5 - 8 cm) por encima de la prenda durante un lapso de 20 - 30 segundos.

G) Curado por horno a banda:
Como punto de partida la temperatura del horno ha de fijarse al nivel máximo. Cuídese por si el horno sea del tipo que se prende y se apaga por ciclos. Es posible que el ciclo con el horno apagado sea muy largo y que no se mantenga consistente la temperatura al nivel óptimo. La velocidad de la banda ha de fijarse para que las prendas se queden dentro del horno unos 20 - 30 segundos. Los hornos chicos tal vez requieran el empleo de una velocidad más lenta que la de los hornos grandes. Desde este punto de partida  será necesario estampar muestras para lavarlas y determinar si se está usando la velocidad de la banda y la temperatura adecuadas del horno.

H) Consejos importantes para el curado:
De todos los colores estándar, la tinta blanca requiere el mayor tiempo de curado. Los colores claros requieren mayor tiempo de curado  que los colores oscuros. Capas espesas de tinta requieren mayor tiempo de curado que las capas finas.
Las tintas de efecto especial tales como los  Glitters, Shimmers y Metalizadas requieren mayor tiempo de curado porque los pigmentos usados en estas tintas tienden a reflejar la radiación infrarroja (calor).
Los estampados directos en las telas textiles o en papeles para transfer han de sujetarse al proceso de curado dentro de un minuto después de haberse depositado la tinta. Demorar el proceso de curado solo provoca la lixiviación  del plastificante  fuera de la tinta al sustrato,  dejando un margen aceitoso alrededor de la imagen estampada.
Las tiras para detectar temperatura no son exactas. Puede haber variación de 5 - 10 º. Se deben utilizar solo como guía. La prueba definitiva del curado completo es la prueba del lavado.
Los cambios imprevistos en la velocidad de la banda, la manera de cargar la banda con las prendas estampadas, la temperatura y humedad  ambiente, el movimiento del aire  (ventilación y extracción) y las posibles fluctuaciones en el voltaje de corriente,  afectan las temperaturas de los hornos.

12) Impresión de papel transfer:
La mayoría de las transferencias de Plastisol figuran dentro de una de las siguientes  tres categorías: despegado en caliente (Hot Peel),  despegado frío (Cold Peel), o puff (Tinta Inflable).
En la aplicación de las transferencias de despegado en caliente se quita el papel de la prenda inmediatamente después de  abrir la tapa de la prensa térmica. Se parte el depósito de tinta dejando parte de la tinta en la prenda y la otra parte en el papel. El resultado en la prenda de las transferencias de despegado en caliente casi no se distingue, del resultado de un estampado directo en la prenda. La aplicación de las transferencias de despegado frío permite que se enfríe la transferencia antes de quitar el papel de la prenda. Toda la tinta queda transferida sobre el papel a la prenda (el papel queda limpio).
Las transferencias de despegado frío tienen una superficie brillosa. Es el estilo preferido de transfer para el efecto brillante y para la indumentaria deportiva. Las transferencias “puff” (tinta inflable) se imprimen con tintas especiales inflables para transferencias. Producen un diseño inflable (con relieve). Las transferencias impresas y aplicadas correctamente son tan duraderas como los estampados directos.

A) Curar transferencias térmicas:
Durante el proceso de la preparación de las transferencias térmicas se ha de dejar semi-curar la tinta para que se gelifique entre 82º y 121º C apenas dejando el depósito de tinta pasado del estado mojado. Si se curan demás, la tinta no se transferirá correctamente. Las transferencias semi-curadas se terminan de curar durante la aplicación de la transferencia con la prensa térmica sobre la prenda.
Para fijar los ajustes correctos del horno para el semi-curado de las transferencias se aumenta la velocidad de la banda. O bien se reduce la temperatura de la unidad de curado hasta que las hojas impresas apiladas comiencen a pegarse entre sí. Entonces se debe reducir la velocidad de la banda para
eliminar el pegado de las hojas apiladas. Otra prueba no siempre precisa para determinar la gelificación de la tinta es el despegado de la tinta del papel de transfer y rodar la tinta en una bolita. Si al quedarse suelta la bolita se desenruede, la transferencia no ha sido curada. Una tercera prueba es la del estiramiento. La capa de tinta debe encontrarse gelificada justo lo suficientemente como para que se la puede pelar y quitar de la hoja. Si se le estira se debe quebrar con cada estiramiento.

B) Consejos para las transferencias de despegado en caliente:
Para elaborar transferencias de opacidad media, use tinta Econoplast o Autoline. Para las transferencias de alto nivel de opacidad use la serie  Mixo.
Imprima el papel por medio de una malla de 34 hilos/cm. Cure a 121º C. Utilice papeles siliconados  SuperTrans, TransLith,  Trans 55 (solicítelas a Union Ink). Transfiera la imagen al sustrato textil a 177º C durante 10 - 15 segundos a 25 - 30 ldb/pulg2 (1,75 kg/cm2 a 2.1 kg/cm2). Despegue el papel de la prenda inmediatamente después de abrir la tapa de la prensa térmica.

C) Consejos para las transferencias de despegado en frío:
Use las mismas tintas, la misma malla y los mismos procedimientos empleados con las transferencias de despegado en caliente. Use papeles TransFrench T-75, Super-Trans o TransLith (solicítelas a Union Ink).
Transfiera la imagen a la prenda a 177º C durante 10 – 20 segundos a 25 - 30 lbf/pulg2 (1,75 - 2,1 kgf/cm2). Permita que se enfríe la transferencia por completo antes de quitar el papel de la prenda.

D) Consejos para las transferencias brillantes:
Use los  Glitter Plastisoles   impresos a través de una malla serigráfica de 12 hilos/cm. Cure de manera igual como para las transferencias de despegado en caliente. Use papeles Trans-French T-75 o Trans-Lith. Las transferencias generalmente se aplican por la misma metodología de las transferencias de despegado frío.

E) Consejos para las transferencias con tinta inflable (puff):
Use tinta Transpuff. Imprima a través de malla serigráfica de 24 hilos/cm. Imprima una capa bien gruesa de tinta en papel Trans-55. Después de imprimir el papel, aplique el polvo adhesivo Hot Melt para transferencias como por ejemplo el polvo Ulon de Union Ink. Esto se logra por el esparcimiento del polvo sobre la imagen impresa o bien por pasar la transferencia adentro de una bandeja conteniendo el polvo adhesivo. La  temperatura para el secado de las transferencias del tipo “puff” (inflable) es 82º - 93º C.
Aplique la transferencia a 190º C durante 5 - 10 segundos a 30 - 40 lb/pulg2 (2,1 - 2,8 kg/cm2). Quite el papel de la prenda de inmediato después de abrir la prensa térmica.

F) Probar el grado de transferencia:
Es imprescindible que se realicen pruebas con las transferencias térmicas al iniciar la tirada de producción de las mismas. Se hace particularmente crítica esta verificación cuando se quiera emplear un papel nuevo o una tinta nueva. Se debe realizar pruebas de envejecimiento acelerado.
Haciendo así puede indicarle cómo se desprende el papel de transfer después de 6 - 12 meses de almacenaje. Pruebas de envejecimiento acelerado pueden llevarse a cabo por la colocación de la transferencia impresa en un ambiente de 49º C durante 100 horas (4 días aprox.). De esta manera se simula el lapso aproximado de un año de almacenamiento.
Por más que esta prueba no emule todas las condiciones del envejecimiento con exactitud, ayuda a determinar si una transferencia en particular puede despegar después del proceso de envejecimiento.

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Agregar a Presupuesto

Página 1 de 8

PrimeraAnterior12345678SiguienteÚltima

Social

Facebook Twitter Youtube

Newsletter

©2018 - La Casa del Arte Gráfico - Teléfono

Data Fiscal
  • Desarrollado por Logo Innovavista.net
  • Utilizando tecnología Logo Wisi